Educación inclusiva: Julieta recibió su título y emocionó a todos

Colegio secundario considerado “un ejemplo” de educación inclusiva  

El colegio secundario de Winifreda desarrolla un programa provincial de educación inclusiva para estudiantes con distintos tipos de discapacidad. Su trabajo es considerado «un ejemplo» por las autoridades del ministerio del área.

Esta novedad la dio a conocer la directora del establecimiento Cecilia Chaves cuando fue consultada sobre el acto de entrega de certificados y medallas a los 26 estudiantes egresados de sexto año, entre ellos Julieta Streitemberger. La alumna participó de la ceremonia junto a los demás integrantes de la Promoción 2021 que estaban a su lado. Recibió su diploma y medalla movilizándose en silla de ruedas y se los entregó a su familia compuesta por su padre, madre, hermana y hermano. Fue un momento que emocionó a los presentes en el acto protocolar de cierre del ciclo lectivo.

Ejemplo

Al respecto, Chaves explicó que «el proceso de enseñanza de Julieta fue adaptado a sus posibilidades y con una asistencia semanal de la Escuela de Apoyo a la Inclusión de Irregulares Motores de Santa Rosa. Atravesó la escolaridad junto al resto de sus compañeros, no hubo diferencias porque justamente de eso se trata la inclusión». Acto seguido reveló que «en los últimos años nos estamos destacando por este proceso de educación inclusiva y la adaptación que está realizando el cuerpo docente de acuerdo a su población estudiantil. A nuestro proyecto educativo institucional lo están tomando como ejemplo en otros colegios de la zona».

Tras la entrega de certificados y medallas, la Promo 2021 y docentes posaron para la foto. Allí estuvo Julieta.

Julieta cursaba Economía y Administración y tenía clases en el aula con los demás chicos/as de la modalidad. «Estaba plenamente integrada no solo física sino social y educativamente. Siempre estuvo adentro del aula, no tuvo una educación diferenciada», ponderó Chaves. Sí recibía la asistencia de una docente de apoyo a la inclusión. Esta profesional -señaló- «lo que hacía era darle a la docente del espacio curricular nuevas herramientas para que pueda transmitirle los conocimientos a la alumna, así es como se debe trabajar desde la inclusión». Consideró que «fue un logro personal para Julieta haber obtenido su título secundario y a nivel institucional nos significa un avance y una apertura de mentalidad educativa». «Nos sentimos muy orgullosos cada vez que desde la Coordinación nos dicen que somos un ejemplo en materia de inclusión», cerró este capítulo. Durante el acto Chaves deseó a los egresados «que tengan una vida exitosa y hagan realidad sus sueños».

Estudió en su pueblo

Por su parte, la docente de apoyo a la inclusión Verónica Tamagnone recordó que «a Julieta la acompañé hasta cuarto grado de la escuela primaria y cuando me reencontré con ella en tercer año del secundario era una maravilla todo lo que había logrado y el empuje que le puso su familia para que progresara». «Se armó un excelente grupo de trabajo en el colegio para que Julieta transcurriera su educación como la hacen todos. Me llena de emoción», dijo la educadora. También, resaltó que Winifreda tiene oferta única de jardín de infantes, escuela primaria y secundaria y eso benefició a Julieta porque «hizo toda su vida escolar en escuelas de nivel y tuvo la hermosa posibilidad de estudiar en su pueblo. Es lo más lindo que le pudo pasar». Manifestó sentirse «agradecida por haberla acompañado durante todo este tiempo, de haber trabajado codo a codo con cada uno de los profes, directivos, auxiliares, personal no docente y fundamentalmente con su familia».

Baile de egresados 

Además, Tamagnone afirmó que Julieta «tiene un empuje increíble, es muy callada y observadora». Finalmente, invitó «a todos los winifredenses a que ayuden, acompañen, dejen que los chicos se atrevan y puedan seguir desarrollándose como corresponde».

Julieta también participó de la “bajada” y del baile de egresados que se realizaron el 18 de diciembre en la sede del Club Social y Deportivo. La fiesta estuvo organizada por los alumnos/a de quinto año con la inmensa colaboración de sus familias.

FOTO: Julieta sonriente con su título secundario en mano junto a su madre y padre 

Especial: Suplemento «El Progreso de Winifreda y el Bienestar de sus habitantes». Diario LA ARENA 

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.