Winifreda: concejales revisan “balances de la pandemia” con la mira puesta en las compras

El Ejecutivo Municipal remitió al Concejo Deliberante los balances contables correspondientes a los meses de marzo, abril y mayo de 2020. La información municipal coincide con los tres primeros meses del inicio de la pandemia de coronavirus que aún convive entre nosotros. 

Asistencia alimentaria

El año pasado, el municipio intensificó su política de asistencia alimentaria para atender situaciones de emergencia provocadas por el aislamiento social preventivo y obligatorio (ASPO). Esto hizo que destinara grandes sumas de dinero. Los fondos salieron de sus propias arcas y provinieron de partidas específicas enviadas por el Gobierno Provincial ya que el gobernador Sergio Ziliotto asistió financieramente a las municipalidades y Comisiones de Fomento para que ningún pampeano/a pasara hambre durante la cuarentena, medida que se había implementado a nivel nacional para evitar la propagación del nuevo virus. De esta manera, Provincia amplió el gasto público para contrarrestar los efectos de la pandemia en la economía hogareña.

Rendiciones de cuentas

Ahora, en el ámbito local, al revisar la documentación contable que tienen y la que vendrá, los concejales de ambos bloques (Frejupa y UCR) encontrarán las facturas de las mercaderías adquiridas por el municipio a distintos proveedores durante 2020. Al respecto, los ediles radicales vienen reclamando hace tiempo que la comuna reduzca las compras que realiza en comercios de Santa Rosa. En balances anteriores han detectado adquisiciones muy variadas desde cortes cárnicos, fiambres, cajas de sidras, mangueras luminosas Led, golosinas, paquetes de café hasta alquiler de un disfraz, afilado de cadena de motosierras y la lista continúa. Ante esto sostuvieron que esos productos y servicios podrían haberse comprado en comercios locales que tributan licencia comercial e invierten en el pueblo.

Es así que desde el oficialismo les respondieron que el año pasado «hemos aprobado un presupuesto municipal de 320 millones de pesos y que aparezcan dos o tres facturas de comercios de otros lados en balances que tienen mil hojas no parece demasiado significativo». Además, recordaron que «todas las gestiones municipales han comprado en otras localidades ciertos productos por una cuestión de disponibilidad y cantidad, entre otras variantes». 

No obstante aseguraron que en la intendencia de Adriana García «se respeta el Compre Local» ya que se favorece «a todos los negocios y de todos los tintes políticos».

Los concejales opositores no negaron esta realidad, pero reclamaron que se «achique» el porcentaje de mercaderías compradas en otros destinos. En este sentido, revelaron que tomaron los balances de diciembre 2019, enero y febrero 2020 y «anotamos qué monto se le compró a cada proveedor y si esos insumos fueron adquiridos en la localidad o fuera de ella». De esta manera, concluyeron que en diciembre 2019, el 64 % de las mercaderías fueron adquiridas en comercios locales y el 36 % fuera de la localidad, en enero 2020 la ecuación favorable al pueblo fue 72,56 % contra 27,44 % y en febrero 57 % contra 43 %. «No son compras esporádicas, nunca llegan al 90 % de compre local. Sería bueno achicar el porcentaje foráneo y apostar más los proveedores locales», insistieron. 

 

No reflejan realidad

Desde el Frejupa respondieron que «esos porcentajes no reflejan la realidad porque los insumos de obras públicas implican erogaciones muy grandes y muchos no los podemos conseguir acá». A su vez admitieron que «venimos atrasados» con la presentación de los balances «porque hemos tenido empleados (administrativos) aislados, en situación de riesgo, y no han podido venir a trabajar, una tendencia que se mantuvo todo el año pasado».

¿Expresión desafortunada?

Los oficialistas quedaron absortos cuando en medio del  debate e intercambio de posturas, una concejala opositora lanzó: «Nosotros estamos para buscarle el pelo al huevo, lo lamento si eso molesta». Esa expresión tiene varios significados: «Ser retorcido o rebuscado con tal de descubrir algo que, de hecho, no existe», «tratar de encontrar algún defecto o falla inexistente» y «ser demasiado exigente sin necesidad». 

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.